Otro Blog del Grupo Noticias en Tweets »» Sígueme en Facebook Sígueme en Twitter Síguenos en Instagram Suscríbete a NT Youtube Suscríbete Gratis Síguenos en Google +

jueves, 15 de septiembre de 2016

Bloomberg: Usuarios pedían batería durable y recibieron celulares explosivos


Los smartphones no dejan de mejorar, con pantallas más nítidas, software más avanzado y cámaras que compiten con las que usan los profesionales. Una característica clave siempre ha quedado rezagada: la duración de la batería.

Banca y Negocios @bancaynegocios

Conforme Apple Inc., Samsung Electronics Co. y otros fabricantes de smartphones compiten por clientes, han tratado de ampliar los límites de la tecnología de baterías de iones de litio, buscando que duren más y se carguen más rápido. La batalla sufrió su primera baja importante y Samsung tiene dificultades para contener la crisis que han provocado sus teléfonos de pantalla grande Note 7, algunos de los cuales se prendieron fuego y estallaron.

“Es una carrera para sumar nuevas capacidades y funciones al teléfono que requiere una batería más apta”, dijo Martin Reynolds, analista de Gartner.

Además de las demandas referidas a su rendimiento, las baterías se están volviendo más delgadas y pequeñas, en tanto los fabricantes de smartphones tratan de conquistar a los consumidores con dispositivos de menor espesor. Eso también implica más presiones en el proceso de fabricación y eleva el riesgo de defectos que pueden llevar al tipo de mal funcionamiento que se ha visto en los teléfonos de Samsung.

El Note 7 supuestamente se iba a destacar por su stylus, una pantalla grande de borde a borde y una tecnología de carga más veloz. Samsung lanzó el dispositivo en agosto, justo antes de que Apple presentara un nuevo lote de iPhones. Fue una oportunidad para la compañía de Suwon, Corea del Sur, para opacar a su principal rival en smartphones. Pero la cosa salió mal.

Habitualmente, los fabricantes de smartphones y los proveedores de servicios móviles realizan rigurosas pruebas de los productos antes de llegar a los clientes, aunque el proceso se centra principalmente en garantizar que los aparatos sean compatibles con las redes móviles. Samsung dio a los operadores la cantidad de tiempo acostumbrada para realizar pruebas antes de la fecha de lanzamiento, según personas con conocimiento del tema. Samsung mostró prototipos del Note 7 por primera vez a los operadores en abril y las pruebas se iniciaron en mayo, señalaron las personas, que pidieron que no se revelara su nombre porque los arreglos no son públicos.

El fabricante surcoreano mantiene reuniones semanales con importantes operadores para analizar los últimos detalles de su investigación y ayudar a atenuar el problema, dijo una persona con conocimiento del tema.

“A partir de nuestra investigación, hemos visto que había un problema aislado en la celda de la batería”, dijo Samsung al responder preguntas por correo electrónico. “El recalentamiento de la celda de la batería se produjo cuando el ánodo y el cátodo entraron en contacto entre sí, lo que causó un error de proceso de fabricación muy excepcional”.

El primer lote de baterías del Note 7 probablemente tuviera un defecto de diseño que no funcionaba correctamente con la química en algunas unidades, según Kyle Wiens, creador de iFixit, popular sitio web que disecciona las entrañas de los aparatos para medir la facilidad de repararlos. La carga rápida “atiborra toda la energía posible en la batería y, cuánto más se la lleva al límite, más posibilidades hay de que haya un problema de seguridad”, explicó.


Recibe nuestras actualizaciones por E-Mail. SUSCRÍBETE GRATIS AQUI


Tu opinión vale mucho…